2018: LA SALIDA. DECADENCIA Y RENACIMIENTO DE MÉXICO

Ese es el título del libro más reciente del aspirante presidencial más conocido y mejor posicionado en las encuestas y sondeos de opinión de cara a la elección presidencial del 2018. En efecto, amable lector o lectora, me refiero al Presidente del Comité Ejecutivo Nacional del Movimiento de Regeneración Nacional, Andrés Manuel López Obrador.

 

Las reflexiones que hace López Obrador en este texto, delinean las directrices de un proyecto de Nación con un solo objetivo: cambiar el régimen de privilegios para unos cuantos, de injusticia, de corrupción y autoritarismo que gobierna al país. En su lugar, se propone darle un nuevo destino a México mediante empleo, bienestar, justicia, soberanía, independencia, respeto a los derechos humanos, seguridad, tranquilidad y paz social. Esto se lograría gobernando con rectitud, combatiendo sin simulación la corrupción, aboliendo la impunidad, actuando con austeridad y destinando los recursos que se ahorren a financiar el desarrollo.

 

Como era de esperarse, la mafia del poder, la hermandad del PRIAN, los medios de comunicación afines al gobierno en turno y todo aquel que ve amenazados sus intereses por una nueva forma de hacer política y de ejercer el poder, han emprendido una fuerte campaña de desprestigio y desinformación. Prueba clara de ello han sido los señalamientos que en el mejor de los casos ponen en tela de juicio la viabilidad de llevar a cabo el “plan presidencial” (El Financiero 7/02/2017) por representar un costo de 1 billón de pesos, y en el peor de los escenarios, sin pleno conocimiento de causa y actuando con consigna, llegan a señalar de “mentiroso” a Andrés (La Otra Opinión 8/02/2017), aún y cuando éste una y otra vez ha mostrado que es una persona honesta e íntegra.

 

Por eso, es oportuno hacer al respecto varias precisiones. La primera es que los planteamientos del libro no son propuestas tajantes, acabadas y, mucho menos, tienen la verdad absoluta. Morena, y particularmente Andrés Manuel, ha invitado a la sociedad civil, a los empresarios, a la academia, a los ciudadanos y a todo aquel que así lo desee, a participar en el debate, en el intercambio de ideas y en la discusión para poder enriquecer y mejorar las propuestas que están sobre la mesa. Nada debe ser impuesto, Morena se guía bajo el legado republicano del Presidente Benito Juárez, quien decía: “Nada por la fuerza, todo por la razón y el derecho”.

 

La segunda precisión consiste en señalar que las propuestas de López Obrador son viables y realistas, sí hay dinero para implementarlas. Lo que no hay es voluntad política. Por ejemplo, suponiendo sin conceder de que para llevar a cabo el plan de gobierno de López Obrador se necesitara 1 billón de pesos, hay que recordar que esa cantidad es la que se gastaron de 2001 a 2008 tanto Vicente Fox como Felipe Calderón, dinero que prevenía de los excedentes petroleros y que para lo único que sirvió fue para irse por el caño de la corrupción y para los bolsillos de una burocracia dorada, rapaz, voraz y sin el más mínimo sentido de responsabilidad social.

 

La tercera es que de sobra es conocido y sabido que el principal rasgo del actual gobierno federal es la corrupción, pero el problema es que ésta le está costando a México 347 mil  millones de pesos al año, lo que significa 9% del Producto Interno Bruto nacional (Forbes 2/02/2016), por lo que si multiplicamos esa cantidad por 6 años, nos da la cantidad de 2 billones 82 mil millones de pesos. Cantidad que en Morena nos proponemos a recuperar cuando Andrés Manuel sea Presidente, pues uno de los principales ejes es combatir la corrupción sin titubeos y destinar lo ahorrado para las necesidades más apremiantes de la Nación. Esto sin olvidar que se hará del sector energético nacional palanca del desarrollo, se construirán refinerías para que ya no compremos los combustibles y baje el precio de éstos, se reactivará la industria de la construcción, no se tolerará más evasión de impuestos a las grandes empresas, se rescatará del abandono al campo y se invertirá en educación, ciencia y tecnología.

 

Reitero, el proyecto alterno de gobierno para la Nación que plantea Andrés Manuel es viable y nos permitirá recuperar democráticamente al Estado y convertirlo en el promotor del desarrollo político, económico y social del país. Por ende, debemos conocerlo, difundirlo y defenderlo de los embates que se avecinan.

 

ARCHIVO

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: